Home | Información Técnica | Consejos de Michelin para manejar bajo la lluvia

Consejos de Michelin para manejar bajo la lluvia

De acuerdo con los últimos pronósticos, las lluvias continuarán en la mayor parte del país durante las próximas semanas. Muchos son los factores que aumentan la complejidad de la conducción bajo la lluvia, es por ello que debemos tomar precauciones adicionales a las habituales para evitar accidentes.

 

         La lluvia afecta la visibilidad del conductor, deteriora las condiciones del camino y altera el comportamiento del automóvil, haciendo que su conducción se vuelva más compleja.

 

         Con el objetivo de garantizar tu seguridad y la de los demás, Michelin te comparte los siguientes consejos para conducir bajo la lluvia:

 

Disminuye tu velocidad– La lluvia, el aceite y la tierra convierten las calles en un camino más resbaladizo de lo normal. Es importante disminuir la velocidad para que aumente la superficie de contacto de la llanta con el pavimento logrando tener  mejor tracción y evitando que el auto se derrape.

 

Guarda tu distancia– En superficies mojadas incrementa la distancia necesaria para frenar, mantente en un espacio considerado con respecto al vehículo que va delante tuyo.    

 

Evita realizar movimientos bruscos– Recuerda mantener las dos manos al volante mientras conduces y reduce la velocidad en las vueltas, evitando frenar bruscamente.

 

         Si pierdes tracción sobre el agua, no aceleres ni frenes repentinamente, desacelera suavemente hasta que tu velocidad disminuya y conduce el auto hacia adelante para que las llantas recuperen la tracción.

 

Revisa tu vehículo– Verifica el estado de los frenos de tu coche. Asegúrate que las luces estén funcionando, incluyendo las direccionales y las intermitentes. Tampoco olvides revisar el estado de los limpiadores.

Revisa tus llantas– Asegúrate que la presión y profundidad del piso de la llanta sean las adecuadas, verifica que no tengan daños físicos que puedan alterar su funcionamiento normal. Recuerda que las llantas son las únicas partes de tu vehículo que están en contacto directo con el camino, utiliza el cinturón de seguridad, respeta los límites de velocidad y no utilices el teléfono celular mientras manejas.