Home | De buena fuente - Entérese | Necesario contar con una cámara sectorial que brinde certeza: ANERPV

Necesario contar con una cámara sectorial que brinde certeza: ANERPV

La industria de la seguridad privada cobra cada vez mayor relevancia económica y social en las diferentes actividades productivas de nuestro país, por lo que es necesario que cuente con una cámara sectorial que brinde certeza y representatividad al empresariado, y a su vez sea un órgano de consulta para las autoridades a la hora de generar leyes y reglamentos para el sano funcionamiento del gremio, sugiere la Asociación Nacional de Empresas de Rastreo y Protección Vehicular (ANERPV).

Victor Presichi Amador, presidente de la ANERPV, coincidió que la creación de la Cámara Nacional de la Industria de la Seguridad Privada, pondrá un alto a la ilegalidad en la que operan gran parte de empresas de este sector, por ello esta organización respalda a Agrupaciones de Seguridad Unidad por un México Estable (ASUME), como el órgano gestor de la constitución de la Cámara Nacional de la Industria de la Seguridad, además se busca contar un una representatividad formal ante el gobierno.

“Se estima que las empresas de seguridad privada en el país son fuente de empleo para más de 600 mil personas y representan el 1.5% del Producto Interno Bruto (PIB). Durante 2019 el sector creció 20%, lo cual representó 5% más que en cualquier otro año, y en términos económicos su evolución fue 3% más que la economía nacional. El sector en su conjunto ha tenido un crecimiento importante, derivado de los incrementos de la delincuencia, pero principalmente por el incremento en la actividad económica en la industria mexicana”, refirió Presichi Amador.

Afirmó que la Cámara promoverá la sana competencia, la profesionalización de los empleados (de todas las ramas del sector) y cerrará los vacíos legales que permiten la existencia de empresas que operan sin permisos y procedimientos inadecuados, lo que se traduce en un riesgo para los usuarios finales y el sector.

A juicio del titular de la ANERPV, las empresas de protección privada se pueden dividir por los servicios que prestan en: seguridad a bienes, a personas, localización satelital, alarmas y monitoreo, videovigilancia, custodia de mercancías en tránsito, traslado de valores y blindaje automotor; por ello es necesario que también la nueva Ley de Seguridad que se promueve, haga la diferenciación en todo lo relacionado a balizaje de vehículos, uniformes, entrenamiento y capacitación entre guardias, escoltas y custodios, con monitoristas y técnicos instaladores de dispositivos tecnológicos.

Nueva Ley para la industria

Referente a los cambios y acciones que la industria de la seguridad privada promueve, Victor Presichi Amador, aseveró que es impostergable la promulgación de una Ley de la Seguridad Privada que ofrezca certeza y marco jurídico a todas las empresas en sus diferentes giros. 

“Las compañías dedicadas al monitoreo y rastreo de activos móviles mediante tecnologías GPS, triangulación celular y/o radiolocalización, requieren consideraciones específicas en la nueva Ley que contemple que sus servicios son preponderantemente de tecnología. ANERPV está en la mejor disposición de acercarse con legisladores y exponer el porqué de esta diferenciación, la cual obedece a temas de seguridad personal de sus empleados que se mueven por todo el país y operan desde una oficina, no en campo de acción como cualquier guardia privado”, aseveró el directivo.

Destacó que ANERPV tiene el antecedente de trabajar de manera estrecha con las cámaras legislativas y el Consejo Coordinador Empresarial (CCE) para la promulgación de la ley “anti-jammer” que prohíbe y penaliza el uso de los inhibidores de señal utilizados de manera indiscriminada en el robo al transporte de carga, por lo cual trabajar en la nueva Ley de la industria no representaría ningún problema.

La coordinación y participación de ANERPV con las diferentes autoridades federales, estatales y municipales, incluyendo la Guardia Nacional, ha contribuido a la implementación y seguimiento de acciones enfocadas al control y reducción del delito de robos al transporte de carga y vehículos en general.