Home | Novedades del transporte - Principal | Un día histórico: VW Caminhões e Ônibus inicia la producción del e-Delivery

Un día histórico: VW Caminhões e Ônibus inicia la producción del e-Delivery

Para celebrar sus 40 años, Volkswagen Caminhões e Ônibus en una fecha histórica inició la producción en serie del camión eléctrico e-Delivery, el único 100% concebido, desarrollado, probado y aprobado en territorio brasileño. Como resultado, la planta de VWCO en Resende (RJ) se convierte en la primera del país en ensamblar vehículos con tecnología cero emisiones a gran escala. El primer modelo, un e-Delivery de 11 toneladas 4×2, formará parte de la flota propia de la montadora.

“Creamos un proceso a medida para asegurar de manera eficiente una gran estructura eléctrica. Produciremos los vehículos aprovechando los recursos existentes, con un alto nivel de sinergia, garantizando la innovación que el cliente espera y que el producto demanda. Todo este avance va acompañado de un amplio trabajo de preparación de la cadena con los implicados para hacer viable la movilidad eléctrica en el país”, afirmó Roberto Cortes, presidente y CEO de VW Caminhões e Ônibus.

VWCO invirtió cerca de R$ 150 millones en el desarrollo y complejo productivo del e-Delivery. La empresa construyó un nuevo espacio dedicado exclusivamente a la electrificación: el e-Shop. El centro global de investigación y desarrollo de la marca también alberga ahora la mayor infraestructura de cargadores de alta potencia de Brasil, con diferentes modelos, para apoyar toda esta innovación. Todos los colaboradores de la empresa recibieron capacitación específica para operar en este nuevo escenario.

Energización en un nuevo espacio

Corazón del ensamblaje eléctrico, el e-Shop es el nuevo espacio de VWCO en el que los vehículos reciben sus baterías y se energizan por primera vez para su puesta en marcha, cumpliendo todos los protocolos de seguridad más estrictos. Antes de llegar allí, los modelos e-Delivery nacen en la misma línea de montaje que los vehículos diésel para lograr la máxima eficiencia de la planta y beneficiarse del alto estándar de calidad ya establecido en el proceso de VWCO y que es reconocido en el mercado. 

Las modernizaciones en todos los puestos de trabajo garantizan una tecnología de punta en su fabricación, con una precisión y trazabilidad superiores en los procesos. Cada etapa se ha replanteado para aumentar la productividad: en el premontaje del motor, por ejemplo, los sistemas auxiliares están ahora consolidados. El componente de tracción va directamente al borde de la línea, debido a su arquitectura compacta.

Por primera vez, la suspensión neumática se instala también en la propia fábrica. Al final de todos los ensamblajes, VW Caminhões e Ônibus somete el vehículo a nuevas homologaciones específicas para camiones de alta tensión, además de las mismas pruebas de calidad a las que ya se someten todos los demás productos antes de ser entregados al cliente con la garantía de Volkswagen. 

A lo largo de todo el desarrollo, la ingeniería simultánea dominó el proceso de planificación de la fabricación y la logística hasta este grado de sinergia. Esto permitió añadir la tecnología eléctrica a la cartera de VWCO y una adición de sólo mil metros cuadrados a su superficie construida.

La fabricación del e-Delivery también se beneficia de todas las ganancias de la Industria 4.0 añadidas por VW Caminhões e Ônibus en su proceso desde el lanzamiento de la nueva línea Delivery, que cuenta con un nivel de automatización del 60% en el armado de su cabina. También predomina la tecnología de reconocimiento automático de vehículos, con un chip en cada vehículo para programar los robots. Se trata de tecnología de punta, comparable a las líneas de producción más modernas de Europa. Todo el proceso se diseñó para ofrecer flexibilidad e integración, lo que se traduce en una gestión eficaz de esta fábrica inteligente.